Cómo elegir sus muebles de exteriores

El área exterior de una casa es sinónimo de momentos de ocio y diversión para reunir a familiares y amigos. La elección adecuada de los muebles se convierte en una práctica importante no sólo por el aprovechamiento del espacio, sino también por la comodidad, la belleza y sobre todo la durabilidad de los elementos.

Cuando hablamos de integración de ambientes, debemos pensar en ciertas características llamativas que involucran los más variados espacios, como un salón de baile y jardín, sala y balcón o un área con piscina y parrilla.

Todo esto requiere un cuidado esencial con los muebles, ya que la calidad de los productos debe suplir no solo la parte estética, sino también la resistencia, ya que los muebles estarán expuestos al sol, la lluvia y las variaciones climáticas. Ahí es donde entra la elección adecuada de los materiales, desde el tamaño de los muebles, pasando por la facilidad de limpieza de los mismos y su funcionalidad.

Te dejamos estos consejos que te guiarán en una decisión más acertada al momento de elegir muebles para la zona exterior de tu hogar.

Elige el material ideal para los muebles de exterior

Entre los aspectos esenciales a la hora de elegir muebles para el área exterior está la búsqueda de asegurar elementos duraderos, que no se estropeen con facilidad y que sean resistentes a la acción del tiempo, el calor, la humedad y el cloro presente en el agua de la piscina, para que no se destiñan.

Algunas materias primas son menos comunes en los muebles, como la paja sintética, las fibras naturales (ratán, mimbre y junco), las cuerdas náuticas, el hierro y la fundición, pero tienen su espacio cuando hablamos de decoración en ambientes abiertos.

Consulta cuáles son los principales materiales para los muebles de exterior:

Madera

Ver Sillas / Mesa

Los muebles hechos de madera son los más exquisitos y tradicionales. Conjuntos de mesas con sillas, sofás, bancos, taburetes, sillones, tumbonas, biombos y sombrillas forman una colección completa de artículos elaborados en este material llena de estilo.

Pero a pesar de ser un material versátil, los muebles de madera necesitan cuidados con el mantenimiento de su estructura al menos cada seis meses. Un tratamiento especial de protección e impermeabilización es fundamental para soportar la exposición a la intemperie. Si el mueble ya no se trata en fábrica, invierta regularmente para que se impermeabilice con productos adecuados una vez al año. La aplicación de barnices o pinturas especiales resistentes a la incidencia del sol y la lluvia permite que la madera se mantenga bella por más tiempo.

La madera es sensible a los efectos de la descomposición cuando se deja al aire libre, así que opte por muebles hechos con los tipos de madera más resistentes.

El plástico

Ver juego de mesa y sillas

El plástico PP (polipropileno) es una buena opción para muebles de exterior, principalmente porque es resistente en zonas húmedas.

Las ventajas de los muebles de plástico son numerosas:

  • Absorben poca humedad y son resistentes a los impactos.
  • Material ligero, por lo que es fácil mover los muebles.
  • Fácil de limpiar. Con agua, jabón neutro y una esponja suave es posible higienizar los muebles.
  • Existen productos plásticos con tratamiento de radiación ultravioleta que garantizan mayor vida útil y fijación de los colores originales de las piezas.
  • El plástico cuenta con una amplia variedad de artículos para áreas exteriores, tales como: mesas, sillas, sillones y tumbonas.

Aluminio

Los muebles de aluminio tienen propiedades muy interesantes para ambientes abiertos. Si te gusta mover muebles con frecuencia, este material es ideal por su ligereza y facilidad de transporte.

Conjuntos de mesas con sillas (o mesas y sillas separadas), tumbonas, bancos, taburetes y ombrelones son algunos muebles que se basan en el aluminio, ya sea en la estructura o como material principal.

La versatilidad y resistencia del aluminio en áreas exteriores son puntos destacados. Es un material que aparece como una opción práctica para jardines y piscinas, pero al igual que otros materiales, hay que estar pendiente del correcto mantenimiento de las piezas. El aluminio y el cloro son enemigos, así que evita el contacto directo entre las sillas y el agua de la piscina, por ejemplo.

Si bien son fáciles de limpiar y resistentes al óxido y al moho, pruebe algo más: aplique cera transparente para automóviles cada seis meses y vea la diferencia. Otra recomendación es evitar los colores muy oscuros, ya que pueden descascararse y desvanecerse si se exponen al sol con el tiempo.

Fibra sintética

Generalmente producida en plástico, la fibra sintética aporta elegancia y belleza al ambiente externo. Es similar a la fibra natural y está en auge en las tendencias de decoración, en gran parte por el factor visual que ofrece el acabado pajizo, que aporta una sensación agradable al espacio.

Puedes encontrar muchas opciones de muebles de fibra sintética. Son conjuntos de mesas y sillas (o mesas y sillas separadas), bancos, taburetes, tumbonas, conjuntos de sofás y sillones.

Una ventaja frente a la fibra natural es que la fibra sintética es más resistente a la lluvia, el sol, el frío y el calor. La composición de este material tiene una mayor durabilidad, mientras que la limpieza de los muebles se puede realizar con plumero o aspirador. Si la suciedad es un poco más intensa, use una esponja suave con agua y jabón suave.

Los tejidos deben ir impermeabilizados

Vale la pena reforzar la función y los atributos de los materiales que son complementarios a la durabilidad que debe tener cada mueble en un área exterior. De nada sirve anteponer la elegancia y no priorizar la resistencia de los productos. Uno de los materiales que requiere especial atención son los tejidos.

Los revestimientos de asientos y cojines deben ser resistentes al agua. En este momento, elige siempre una tela impermeable para evitar que sillas, sillones y tumbonas se empapen por la lluvia o el agua de la piscina.

Los tapizados más adecuados son los revestidos con tejidos sintéticos como acrílicos, vinilos y pieles náuticas. Así que descarta el terciopelo y la seda de tu abanico de opciones. Los tejidos sintéticos se secan más rápido, son más fáciles de limpiar, duran más y algunos modelos tienen propiedades bactericidas, antimoho y protección UV.

Busca muebles que sean fáciles de limpiar

La búsqueda de la practicidad en medio del ajetreo del día a día es algo constante en nuestras vidas. Esto se aplica a la limpieza de muebles de exterior, después de todo, a nadie le gustan los artículos sucios. Por lo tanto, la limpieza fácil es un tema candente para definir la elección correcta.

Como los muebles de exterior casi siempre están sujetos a la suciedad del aire y del clima, prefiera muebles con revestimientos resistentes y de mantenimiento sencillo. Estos son valiosos consejos para no perder el tiempo y evitar que los muebles se deterioren.

Para la limpieza de rutina, todo lo que necesita es un plumero o un paño limpio. Si se requiere una limpieza más intensiva, utilice agua, jabón neutro, esponja y cepillo de cerdas suaves. El uso de cloro, lejía y disolventes sólo está indicado en casos excepcionales, así que trata de evitarlos.

Saber acertar con el tamaño de los muebles

Para que el ambiente sea hermoso y armonioso, es necesario elegir muebles proporcionales al espacio disponible en el área exterior. Cuando los muebles son demasiado grandes, el lugar parece más pequeño, por lo que es necesario armar el espacio de manera estratégica para aprovechar al máximo toda su funcionalidad. Invierta en piezas que, además de ser refinadas, sean livianas y de tamaño adecuado para optimizar el movimiento de las personas.

Si el área exterior consta de dos o más espacios, como una zona de piscina y barbacoa o una sala de televisión integrada en un deck, elige muebles que realcen los lugares y aporten experiencias diferentes entre ellos. Este consejo también se aplica a entornos únicos, como un pequeño balcón o un patio trasero más compacto. Ojo con la disposición y usabilidad de cada uno de los muebles, al fin y al cabo necesitan aportar comodidad y diversión al ambiente.

Apuesta por los colores y estampados

Los espacios exteriores se utilizan casi siempre para momentos de ocio y relax. Así, los colores y estampados cobran importancia influyendo en el buen humor del ambiente. Por supuesto, deben armonizar con el resto de la casa, así que tenga cuidado de seguir un patrón determinado al invertir en los colores y estampados de sofás, sillones, sillas, columpios suspendidos, almohadas, cortinas, alfombras.

Consulta algunos sencillos y rápidos consejos para no equivocarte en los colores de un entorno exterior:

  • Los tonos neutros excesivos aportan monotonía, sepa equilibrarlos.
  • Las variaciones de azul y blanco crean un ambiente playero en el lugar.
  • Evite la exageración de colores muy oscuros, como el negro, el marrón y el azul marino, ya que la exposición prolongada al sol hace que absorban el calor y se desvanezcan, además de llevar el aspecto relajado que debe tener el espacio.
  • Intenta equilibrar una base neutra con piezas de color, aprovechando la versatilidad de las fibras sintéticas.
  • Las mesas de café y los floreros son elementos decorativos que aportan un extra de color.

Observe las tendencias

Estar conectado a las tendencias es muy importante para implementarse en toda la casa, esto incluye el área exterior. ¿Qué tal una selección de consejos para conseguir que el espacio de ocio sea moderno y cool con elementos y sugerencias que están en auge actualmente?

  • Los muebles hechos a mano y los materiales entrelazados han estado en movimiento y son tendencia. Las fibras sintéticas traen muchas opciones de trama, ofreciendo una sensación de movimiento y volumen.
  • La elegancia es una característica común en las áreas exteriores, por lo que las fibras sintéticas funcionan como un material “dos en uno”, ya que también brindan una atmósfera más informal al ambiente.
  • Para estilos más clásicos y sobrios, los tonos beige y marrones para tapizados y sillas pueden ser una buena salida.
  • Intenta mezclar tendencias para personalizar el espacio. Explore estilos tropicales, náuticos y rústicos: favoritos para áreas al aire libre.
  • Diferentes materiales y colores que encajan con el resto de la casa aseguran una decoración armoniosa de una forma muy natural.

Los muebles deben ser funcionales y traducir tu estilo

La funcionalidad de los muebles es algo a lo que no debes renunciar. Cuestiones como el ocio y el descanso son valores innegociables. Los artículos necesitan responder a tus necesidades, combinando comodidad, diseño y belleza. Al mismo tiempo que los muebles deben combinar con el resto de la casa, busca productos que puedan traducir tu estilo y forma de vivir. Sigue estos consejos:

  • Apuesta por tumbonas y opciones que ofrezcan funciones similares. Cerca de la piscina, son excelentes muebles para relajarse por más tiempo. Las mesas auxiliares para guardar bolsos, bebidas y artículos diversos también son muy útiles.
  • Opta por la variedad de muebles, mesas redondas cubiertas por un ombrelone, mesas rectangulares para comidas con más comensales, y la versatilidad del asiento jardín, que sirve como asiento y soporte para tazas y platos.
  • Cuando sea el momento de tomar el té o llamar a los amigos para cenar al aire libre, invierta en un juego de mesa y sillas con respaldo recto.
  • Para una charla relajada fuera de casa, asegúrate de tener algunos modelos de sillones y sillas con brazos e inclinados.